...

lunes, 16 de agosto de 2010

Burn, burn, burn.

Hoy en día no es difícil volverse psycho.
Uf.

He vuelto y estoy un poco sobre-estimulada. Siento que solo una buena juerga me quitaría esta pequeña ansiedad de encima (pero es mentira, la resaca sería un bajón mortal). Quiero más, pero mucho más. Mucho mucho mucho mucho más. Me pregunto por qué tengo amigos tan parados, supongo que porque hasta ahora yo también he sido bastante parada. Ahora tengo una necesidad enorme de barrer con eso. Al fin y al cabo he sido yo misma la que me he rodeado de cierto tipo de gente. Hay cosas que simplemente tienes que empezar sola. Así va la cosa y punto. Lo que tengo que hacer ahora es no volver a "dormirme" y mantenerme bien despierta y psycho y ... mejor se lo dejo a Kerouac, que no podría explicarlo mejor que en esta famosa cita de On The Road :

The only people to me are the mad ones, the ones who are mad to live, mad to talk, mad to be saved, desirous of everything at the same time, the ones who never yawn or say a commonplace thing, but burn, burn, burn like fabulous roman candles exploding like spiders across the stars and in the middle you see the blue center light pop and everybody goes "Aww!"

Los únicos para mi son los locos, los que están locos por vivir, locos por hablar, locos por ser salvados, deseosos de todo al mismo tiempo, los que nunca bostezan o dicen una cosa corriente, sino que arden, arden, arden como bengalas fabulosas explotando como arañas a través de las estrellas y en el medio ves la luz azul del centro reventar y todo el mundo hace "Ooh!"

1 comentario:

BLANCA ORAA MOYUA dijo...

Como me ha relajado. Adoro a Kerouak, beso sus hojas de hierba.