...

miércoles, 17 de agosto de 2016

Un sistema donde todas las partes reaccionan de una misma manera es un sistema con una falla terrible. Al igual que el individuo y toda forma de organización, la superespecialización conduce a la muerte.

Major Motoko Kusanagi

lunes, 15 de agosto de 2016

Detalles traumáticos I

A veces me acuerdo de detalles de situaciones irrelevantes de miles de años atrás, como esa vez que fui al cine por alguna razón de fuerza mayor (peer pressure, seguramente) a ver una película horrible, ordinaria, gratuita y estúpida que en castellano habían traducido como "una serie de catastróficas desdichas". Era un bodrio terrible, no me divertí ni por un segundo, pero recuerdo con especial fijación que una chica hablaba por teléfono durante los anuncios previos, probablemente con sus padres, y mencionaba el nombre de la película, un nombre que ya de por si me daba urticaria anal por lo rimbombante y paleto, pero la tía además se trababa al decirlo como si el puto título fuera un trabalenguas. Me horrorizó tanto ser parte de ese momento que todavía me persigue 12 años después.

jueves, 14 de julio de 2016

La flema pudo con la flama

“Pero todos hemos aprendido una lección con todo esto”, dijo Panty en su habitual tono conciliador. Claro que he aprendido algo, Panty. Por una parte he podido comprobar que, efectivamente, la sociedad estigmatiza y condena cualquier muestra de emoción y sensibilidad, ningún discurso new age sobre el despertar de la conciencia humana puede combatir el hecho de que sentir sea un signo de debilidad y minusvalía social. Una persona que siente es una persona especial pero fallida a la que hay que tratar con condescendencia y paternalismo, a la que se puede apoyar en sus subidas y bajadas pero a la que se puede machacar sin escrúpulos en los enfrentamientos. ¿Por qué? Porque es mucho más fácil culpar al que se ha expuesto y se ha revelado tal como es. Porque al mostrar emoción pierdes credibilidad y respeto, te subes a la horca. Amadeus se negaba a que lo tratara un psiquiatra porque creía que una persona integrada en una sociedad enferma no podría curarlo de ningún mal, y lo que entonces me pareció un delirio lorazepánico, hoy me parece la epifanía de un visionario demente que estaba en lo cierto. Está muy bien que la gente muestre sus emociones–en las películas, nos conmueve la expresión de los sentimientos–en los museos, defendemos y promovemos la sinceridad como un gran valor–en la teoría, pero en la vida real, aquí y ahora, sentir está penado.  
Pero ellos estaban ahí, riéndose, desprovistos de melancolía, contemplando incluso reunirse después de la ruptura como para echar el último polvo o esas cosas horribles que hace la gente sin melancolía; ellos completamente maníacos, yo completamente depresiva. Ellos veían el presente, a mi me estallaban en la cabeza fragmentos del pasado, como quien está a punto de morir, pero también fragmentos del futuro como cuando las rutinas se rompen y se eliminan hábitos; la gente que vive exclusivamente en el presente no es capaz de entender lo que ha pasado hasta que las alteraciones en la rutina lo hacen evidente. Me confunde la capacidad de las personas para coger algo, reventarlo de significado, enaltecerlo, promocionarlo como lo màs sagrado de sus vidas y después desecharlo como algo totalmente absurdo. Yo nunca enaltecí nada, pero lo que para mi sí es verdadero son las vivencias y los vínculos que quedan, para mí eso es lo único que da el significado a este tipo de cosas, pero resulta que sólo a mi me importaba. Si, Panty, he aprendido cosas, como que la flema vale más que la flama.

"Existe un predominio de lo Apolíneo sobre lo dionisiaco, debido a que ontológicamente es mejor y moralmente vale más que la música, danza y embriaguez."

Goi-mailako traizioa, infernuan erre egingo zarete.

sábado, 9 de julio de 2016

Pedir consejo, pedir la cuenta

Amigo. El hecho de que te pida consejo, de que quiera conocer tu opinión respecto a las cosas que hago, no me sitúa automáticamente a un nivel de madurez o resolución inferior al tuyo, ni te da autoridad moral o intelectual sobre mi. ¿Por qué te aprovechas de mi confianza y de mi respeto hacia ti? ¿Por qué el hecho de que te pida consejo, en vez de ayudar a reafirmarte como persona querida y buscada, ayuda a empeorar la imagen que tienes de mi y de mi rendimiento? ¿Por qué asocias el buscar ayuda en los amigos con la inmadurez y con la debilidad?

Amigo, ¿qué problema tiene la sociedad con pedir consejo? ¿Acaso no dice más de mi el reconocer que como cualquier ser humano no soy única ni omnipotente y que cualquier vivencia o punto de vista que puedan compartir conmigo mis compañeros humanos puede enriquecer mi visión del mundo y ayudarme a ver más allá de mis problemas anecdóticos, a ver el big picture? No, por lo visto lo verdaderamente valioso en un ser humano adulto cuando enfrenta dificultades es gritar con la boca cerrada y las persianas bajadas, porque, como buen subproducto de esta puta sociedad del individualismo impersonal, improductiva e intrascendente, piensa que es único e irrepetible y su persona lo más preciado que tiene, así que cree ciegamente en que es imposible que cualquier mortal lo entienda de verdad, se niega en bando a la mera posibilidad, le han hecho creer que tiene que poder con todo él solo, que la realización personal pasa por el martirismo, herencia cristiana de la que renegarán una y otra vez a pesar de la evidencia.

Me siento traicionada cuando echo la vista atrás y me doy cuenta de que todas las veces que te pedí ayuda fueron para ti una invitación al paternalismo. ¿Qué es lo que no sabes ser? ¿Amigo? ¿Humano? ¿Qué tipo de valores succionaste de pequeño para confundir de adulto la amistad con la condescencia?


martes, 5 de julio de 2016

Panty & Candy

Panty es un falso conciliador que dicta sentencias cual pantócrator omnipotente pero en realidad, tras un análisis superficial de la situación, simplemente se inclina por la solución menos complicada, más "racional", que más le convenga a él o que sea preferencia de la mayoría. Cuando deshechas por completo su punto de vista te ataca con gaslighting, tratándote de loca, demasiado emocional y poco objetiva. Candy intenta agradar mucho a todo el mundo en lugar de centrarse en agradar a unas pocas personas que le aportarían más beneficio; como consecuencia no agrada especialmente a nadie, cae bien, pero no genera ni odio ni fandom. Constantemente da la razón a Panty y se preocupa de remarcar delante de todos que lo está haciendo, se preocupa por darle validez en público, es algo que me cuesta entender, pero supongo que lo hace para recibir validación de vuelta por su parte.

lunes, 27 de junio de 2016

[100, -100]

En las relaciones interpersonales soy muy de empezar mal y acabar bien o de empezar bien y acabar mal, o de empezar fatal y acabar genial, o de empezar genial y acabar fatal. No tengo término medio.

viernes, 24 de junio de 2016

Elefante

Huí a una velocidad moderada. Definitivamente San Juan no es mi celebración. Tuve una noche agitada, soñé largo y angustioso, con bombardeos de cosas inocuas, una pelea entre dos elefantes hembra, moviles rotos y gente desentendida, apocalipsis, huídas, abuelas seniles. 

Elefante Fortaleza; fidelidad; buena memoria; paciencia; sabiduría; felicidad conyugal. El elefante blanco es solar. Budista: Consagrado a Buda. El elefante blanco se apareció ante la reina Maya para anunciarle el nacimento de un gobernante del mundo real. El elefante blanco es también la joya de la ley, el vahan del Bodhisattva; compasión; amor; amabilidad; Akshobhya va montado en un elefante. La piel del elefante simboliza la ignorancia. China: Fortaleza; sagacidad; prudencia; energía; soberanía. Cristiana: por ser enemigo de la serpiente, es símbolo de cristo pisoteando a la serpiente; castidad; benevolencia. Grecorromana: Atributo de Mercurio como inteligencia. Plinio sostiene que el elefante es un animal religioso que rinde culto al sol y a las estrellas, y que se purifica durante la luna nueva al bañarse en el río e invocar a los cielos. En el arte romano representa la longevidad, la inmortalidad y la victoria sobre la muerte. Hindú: Vehículo del dios Ganesha; la fortaleza de la sabiduría sagrada; prudencia; rango real; fuerza invencible; longevidad; inteligencia. Indra, el guardián de oriente, va montado sobre el elefante Airavata. El mundo está sostenido por elefantes.

Hoguera Fortalecimiento del poder del sol, especialmente en los solsticios, lo que es favorable para los poderes de la luz y el bien.

Diccionario de símbolos, J.C COOPER 


El sueño estaba cargado de angustia, era como una huída dilatada en el tiempo, me pareció largo y realista. Había inquietud en el ambiente. Era un constante "no puede ser que esto esté pasando". Creo que estaba en la playa, estaba oscureciendo, me daba cuenta de que había aviones sobrevolando la zona y lanzando cosas que, una vez caían, parecían muy inofensivas, eran como trozos de plástico de colores, ¿era una broma?, ¿o no? ¿había buen rollo o iba en serio? Las elefantas. Era de día, hacía sol, estaba en un campo abierto con alguien, no sé quien, íbamos a intentar acercarnos a la abuela de alguien, una señora de pelo blanco y corto que miraba algo desde su porche, ajena al ambiente de caos y confusión, de gente que más o menos huía también. De repente me daba cuenta de que se acercaba un elefante, pequeño y delgado, me moría de miedo pero aparentaba calma y me apartaba rápidamente. Después me daba cuenta de que en realidad éste estaba mirando de frente a otro elefante del mismo tamaño con el que claramente iba a enfrentarse. No sé por qué sabía que eran hembras. Creo que me iba antes de ver la pelea.

sábado, 11 de junio de 2016

Daddy not cool III, la mirada del psicópata

 
Oh no dios mío, oh no dios mío! LO HE VISTO! LO HE VISTO CLARO! SON ESOS OJOS! Son esos ojos vivaces y astutos pero enfermos y desconectados al mismo tiempo. Son exactamente los mismos ojos! Por alguna razón (vagamente inconsciente) después de mi última gresca emocional con un sociópata decidí ver Into the Abyss por enésima vez. Cada vez que la veo, no puedo evitar adelantar el documental hasta la entrevista con Michael Perry, un muchacho claramente psicópata condenado a muerte por un triple homicidio a los 19 años. En la entrevista con Herzog, Perry lo niega todo pese a las evidencias, y habla de “su caso” como un activista de Greenpeace hablaría de la lucha contra la caza furtiva de animales. Él creía en su inocencia, se había lavado el cerebro a sí mismo, realmente vivía su historia como su realidad.
   Cuando lo he visto esta vez esa mirada me ha resultado familiar. Y tengo que confesarme a mi misma que cuando lo vi por primera vez lo primero que pensé fue “por favor, que no lo hayan ejecutado”, y rápidamente googleé la información pertinente (le habían puesto la inyección letal en Julio de 2010, su última comida fueron tres tortillas de bacon y queso, tres enchiladas de pollo y queso y tres Pepsi, Cocacola y Dr.Pepper). Acto seguido lo puse como foto de portada en Facebook, y permaneció allí durante bastante tiempo aunque nadie lo conociera ni entendiera el mensaje. Lo reconozco: tuve un crush con Michael Perry, ese psicópata desconectado de la realidad y de sí mismo, y para alimentar este sentimiento (enfermo) vi varios documentales sobre mujeres que se casan con asesinos en serie y mantienen una relación a distancia con ellos en prisión. Todo me parecía muy divertido, no le daba más importancia porque al fin y al cabo siempre he disfrutado con documentales morbosos y totalmente jodidos. Pero volvamos a la mirada de Michael Perry y su similitud con la del último sociópata con el que me he involucrado. Ambas son perforadoras, son lascivas, son perturbadoras, son negras independientemente del color de los ojos, son depredadoras, están sedientas, y si te quedas mirando durante el tiempo suficiente te engancharán y te llevarán a algún lugar glorioso pero muy oscuro. Reconozcamos la carga sexual que hay en todo esto, vamos a llamar a las cosas por su nombre, no se trata simplemente de que por múltiples circunstancias de mi vida yo empatice con hombres más o menos perturbados, la realidad con la que me enfrento aquí es que la mirada esquizoide y lasciva del psicópata dispara mi líbido.
    A los cuatro años, cuando me enfadaba con algún adulto estando en casa de mis abuelos, iba al patio delantero y cavaba agujeros, los tapaba un poco con hojas o hierba y después invitaba amablemente al adulto objeto de mi odio a dar un paseo por la zona. Los llevaba de la mano mientras les daba conversación hasta que les hacía caer en la trampa. Más tarde me confesaron que sabían perfectamente cuales eran mis intenciones y que las trampas eran bastante poco discretas, pero que fingían torcerse un pie o tropezar para apaciguar mis rabietas. Cuando miro a los ojos de un psicópata siento una emoción parecida a la que sentía cuando caían en mi trampa, adrenalina, poder, recompensa. Pero, ¿a quien se le ocurre, de todas formas, seguirle el rollo a un niño de esa manera?, ¿qué lección le puede enseñar, qué herramientas le puede dar para resolver sus problemas emocionales más tarde en su vida adulta? El mensaje es “está bien que te enfades y también puedes vengarte”. Obviamente tuve que aprender por mi misma, muchos años después, que esa no era la mejor manera de gestionar la rabia. He intentado meditar con regularidad pero me duele la espalda, he hecho kick boxing durante unos años y lo único para lo que sirvió fue para volverme agresiva cada vez que bebía (y todavía pasa a veces), he intentado canalizarla usando chaos magick, pero no he sido muy constante. Y ahora mismo, cuando me atengo a las consecuencias de haber mirado por demasiado tiempo a los ojos de un psicópata, siento el mismo impulso de ir al patio delantero, cavar un agujero muy profundo, desbloquearlo e invitarlo a dar una vuelta…

Daddy not cool II

El otro día Veintidós de Enero aterrizó por fin en Barcelona y lo hice partícipe de mi telenovela vital, me faltaba cerrar el caso con su propia teoría. Retomando la teoría de mi atracción por "lo lejano" de Seis de Enero, Veintidós de Enero remarcó que desde pequeña he tenido una clara atracción por "lo espectacular" (o “lo no normal" o "lo no ordinario") y "lo lumpen" (o "lo liminal", "lo marginal", "lo excéntrico") y que tal vez esa era la razón por la que también los sujetos de mi adoración suelan ser más jóvenes, ya que esas cualidades son más susceptibles de ser encontradas en seres más inmaduros, en transición.

martes, 7 de junio de 2016

Daddy not cool

 
Para entonces ya había advertido un patrón parafílico y enfermo en mis relaciones, así que decidí hablar directamente con Veintiséis de Noviembre. “Me he estado relacionando exclusivamente con hombres que tienen movidas con sus padres, ¿tú crees que yo puedo tener un daddy issue también?” Obviamente ese concepto era demasiado gringo y estúpido como para resultarle familiar, “…que todos tienen malas relaciones con sus padres, ¿tu crees que yo también puedo tener algún tipo de cosa inconsciente con eso?, porque consciente está claro que no.”
     La lectura que hizo Veintiséis de Noviembre es que el hecho de que no fuera mi padre biológico quien me crió me hacía al fin y al cabo empatizar con estas cucarachas disfuncionales, pero que claramente yo no había sufrido abandono ni falta de atención (más bien lo contrario). Quise añadir que lo que me diferencia de ellos y lo que me quita puntaje de sociopatía es el hecho de que yo no tengo un trauma infantil y que tengo algo que los narcisistas malignos no tienen: autoconciencia. Éste análisis calmó bastante mi sed de insight, porque tenía bastante sentido.
 
 Aún así no pude resistirme a derivarlo a Seis de Enero, que no solo lleva el psicoanálisis en su idiosincracia, sino que además es intuitiva y me tiene calada. Seis de Enero le dio un giro al asunto, “Yo creo que tiene más que ver con el desarraigo en concreto que con el padre. Tuviste una figura paterna, tenés a tu padre biológico al que conocés, al que ves…me parece más importante vincular eso con el desarraigo geográfico y cultural, con eso de que te fuiste a una edad más o menos consciente y (ese sitio) es tu lugar pero de todas formas siempre tenés como una tendencia a identificarte con las cosas lejanas, y los psicópatas también tienen eso de lo lejano, de la distancia, del temor a la intimidad pura, a sentirse absolutamente cómodo en un lugar. A vos no te gusta estar cómoda en ningún lado, te da bronca, la comodidad no te gusta, te parece que hay algo que está mal, tenés como una paranoia con la comodidad emocional, en el momento en el que empezás a estar estable de todas formas tenés que hacer quilombo y no te cabe mucho eso. También está lo de la competencia, eso de ser internacional, de ser absolutamente comprensivo, ser el mejor con un reconocimiento muy abarcativo, son cosas que me parecen más importantes en tu carácter que específicamente tu papá biológico, me parece que es una predisposición que no se si fue de tu educación, de tu movimiento por el planeta, pero tenés algo de eso, yo lo identifico siempre con eso cuando tomás esas decisiones como embelesarte por un tipo como éste, siempre lo adapto a eso, a que son pibes que precisan mucha contención igual que vos pero sin embargo no quieren reconocerlo y quieren ser autosuficientes y quieren demostrar autosuficiencia aún dentro de la pareja que es el lugar donde uno más debería como aflojar y sentirse contenido y hablar de lo que uno más miserable es, tipo, lo que ya fue!”

Hay muchas cosas que me intrigan de ésta teoría; para empezar Veintiséis de Mayo y Dieciocho de Agosto ya me habían sugerido la idea del autoboicot, “Cada vez que vas a conseguir la estabilidad, no lo puedes soportar y…!”, y ahora Seis de Enero me dice que la comodidad me emparanoia. ¿Podría ser? Y, ¿por qué?. Lo único que se me ocurre pensando en esto y en mi ya imposible de ignorar atracción hacia lo prohibido, lo enfermo o lo dañino, es que estoy confundiendo el drama con la motivación o con la presencia de retos (o que soy una sadomasoquista incurable –tampoco sabría decir por qué), o porque también hay en mi personalidad ciertos rasgos narcisistas como el deseo de sentirme única y por lo tanto merecer cosas extrañas, curiosas, defectuosas, disfuncionales, el deseo de manifestarme como enfant terrible mostrando abiertamente que no participo del gusto general, que jamás va a satisfacerme lo que la sociedad tiene que ofrecerme, que no voy a ponerme a competir por cosas que no tienen valor para mi y así, a través de mis preferencias y elecciones, demostrar que yo estoy jugando a otra cosa.

O algo.

sábado, 4 de junio de 2016

viernes, 3 de junio de 2016

Me dan miedo, siempre mienten

No mires a los ojos de la gente, me dan miedo, siempre mienten. No salgas a la calle cuando hay gente, ¿y si no vuelves?, ¿y si te pierdes? Escóndete en el cuarto de los huéspedes, solas, a oscuras, no pueden verte. Seguro que en la calle ahora habrá gente, alguien te busca, alguien lo siente. Quédate a mi lado, no te marches más…
Mido el tiempo en cafeteras, la info fluye como diarrea.

jueves, 2 de junio de 2016

Viejos y calvos

Con mi hermana, skypeando sobre K-Pop, ella se quejaba de que no iba a poder ver a su grupo preferido que toca en París esta noche:

-Nunca los voy a poder ver, solo cuando sean viejos y calvos!
-Tranquila, ahora porque eres muy joven y no puedes, luego tendrás la edad pero no tendrás la pasta, y cuando tengas la edad y la pasta estarán viejos y calvos! :-)


miércoles, 1 de junio de 2016

Nihil-haiku

Envidio a la gente que tiene un único interés
O que sólo tiene que perfeccionarse en una cosa
A veces pienso que no puedo ser realmente megalómana
No tengo disciplina, ni siquiera se vivir de día

sábado, 21 de mayo de 2016

Estaba en la playa y había olor a fritanga, la fumata grasa de las churrerías engordaba el aire, las luces de neón parpadeaban borrosas entre el humo y el reggaetón y todo esto embriagaba mis sentidos. El aceite reutilizado para dulces y salados se me concentraba en la nariz a la altura de los ojos. Allá a donde dirigiera la mirada las cosas se movían o giraban, un espiral hacia adentro, un taladro mental.

miércoles, 18 de mayo de 2016

Ella es una nube que el viento conquistó
Ella es una nube que un beso ardiente derritió
Ella no existe más
En el horizonte de mi mente se ha escondido el sol

jueves, 12 de mayo de 2016

Mis amigos hedonistas

Observo a los hedonistas y me divierte, ya no sufro de esa urgencia visceral por cortar sus cabezas, algunos incluso son mis amigos, y tolero sus momentos de felicidad superficial exagerada retirándome tranquilamente a tejer mi telaraña psíquica en mi nido ermitaño mientras ellos se vierten hacia fuera y cultivan su red. Es saludable darse cuenta de que no todos encuentran la felicidad siendo hedonistas, y también es saludable darse cuenta de que ese insoportable zumbido colectivo–alentado por el tan de moda arquetipo del niño inocente, que te obliga a ser feliz todos los días se puede ignorar. Entonces la envidia de no poder ser feliz con lo que la sociedad te ofrece se va suavizando, pero al mismo tiempo es muy susceptible de convertirse en soberbia, y no queremos eso, hay que ser outsider pero con clase.


lunes, 25 de abril de 2016

I saw your body in the water like a lamb going to the slaughter

Estaba escuchando Godstar entre lágrimas mientras me comía un huevo cocido. La vida me da pereza. Tengo el colon irritable y no puedo parar de tomar café, estoy cayendo en un espiral de autodestrucción.

Sweet Valley - Eternal Champ [Full Album] [2012]

miércoles, 6 de abril de 2016

The space ape

The space ape still carries a picture of his wife and children with him in his wallet as he speeds towards the moon.

DESMOND MORRIS, The Naked Ape

miércoles, 16 de marzo de 2016

Attention SPAM

Tal es mi déficit de atención que no consigo ver una película entera. Los créditos del principio ya me aburren, tengo la tentación de pasarlos pero no puedo hacer eso, está mal! Ver películas para mi ahora es como beber y fumar, algo social, no puedo hacerlo sola. En realidad tampoco puedo hacerlo acompañada si no estoy haciendo algo más. Sólo si se trata de Lars, Werner y demás seres preciosos.

Lo que si que puedo hacer es tomarme un antibiótico y escuchar El Verano Presto de Vivaldi como una demente, dejando que se me sequen las lentillas con el radiador.


martes, 15 de marzo de 2016

Insight barato I

"No pienso que lo que hagas esté mal, es que simplemente yo no lo haría nunca!"
Vale, no te engañes, tú te sientes la moral personificada asi que sí, piensas que está mal, fatal, terrible.

lunes, 14 de marzo de 2016

Étoilette


08-03
Hoy al salir del metro he visto una estrella tremenda y no he dejado de verla hasta que me he tomado la tensión en una farmacia y me han dicho que comiera cosas saladas, dulces y café y les he hecho caso y me he comido 3 donuts de una sentada, también patatas light. Y el paki teen me ha preguntado que qué tal era mi móvil, que el había estado dudando entre ese y otro y que al final se había comprado el otro. Yo seguía viendo la estrella pero me esforcé en ser maja, porque viene bien que te tengan pelota, te perdonan céntimos y esas cosas.

Mi padre me ha dicho que me tome una sopa y me meta en la cama.
-Qué te llevo?
-Donuts y pasta de dientes

No ha querido traerme donuts.


viernes, 11 de marzo de 2016

lunes, 25 de enero de 2016

Odio: estudios de campo I

La gente es flipante. No deja de maravillarme y horrorizarme. Actúan como de manual de comportamiento simioide. Creo que podría llegar a entrenarlos mediante condicionamiento. La conclusión a la que me han hecho llegar hoy es que para mantener a la sociedad unida los villanos son tan o más importantes que los héroes. Bueno, en realidad leí algo parecido el otro día.

En un principio, el etnocentrismo se refiere a la tendencia de centrarse en el grupo propio como el "correcto". El antropólogo W.G Summer primero acuñó este término en 1906 y lo definió como "una diferenciación que surge entre nosotros mismos, el grupo-nosotros, o in-group, y todos los demás, o el others-group, out-groups." Los integrantes en un grupo-nosotros están en una relación de paz, orden, ley, gobierno y diligencia los unos con los otros… El etnocentrismo es el nombre ténico para esta visión de las cosas en la que el grupo propio es el centro de todo, y todos los demás están escalados y evaluados en referencia a él… Cada grupo nutre su propio orgullo y vanidad, se jacta de superior, exalta sus propias divinidades, y mira con desdén a los foráneos.

JAMES E. WALLER, Our Ancestral Shadow: Hate and Human Nature in Evolutionary Psychology



Cuando, por falta de manejo de ciertas habilidades sociales para formar vínculos/retraso social, mental o emocional/ síndrome de asperger/ timidez/ hidrocefalia/ or whatever! (ya no se me ocurren más cosas!) el grupo no logra cuajar ni mantener una conversación estándar con una regularidad estándar, la figura del antihéroe es clave para aglutinar a la masa descerebrada. ¿Que no hay nada bueno o lo suficientemente bueno como para unirlos? Entonces algo malo de lo que separarse les unirá, porque nadie (ningún ser mediocre) nunca podría identificarse con lo malo. Frente a la dicotomía del bien y el mal los seres mediocres no tienen que pensar demasiado para escoger un bando, y como resultado ya están en un bando, ya se han consagrado como grupo, voilà! Para ellos el antihéroe sera un simple villano, pero él sabe que lo que ha hecho es un acto heróico digno de Jesucristo: sacrificarse a sí mismo para salvar a su prójimo. El antihéroe se desprende del grupo mediante acciones reprochables o demasiado honestas para que los laxos integrantes reaccionen y consoliden el grupo (y también porque el anti-héroe pasa de todo y piensa que son una panda de retraídos aburridos).

Hm?